Diferencias entre ortodoncia fija y removible

La ortodoncia fija y removible ofrece buenos resultados

Elige una ortodoncia fija o removible según lo que busques en tu tratamiento.

Los tratamientos de ortodoncia han evolucionado en los últimos años y combinan diferentes tipos de brackets y arcos. A grandes rasgos podemos distinguir entre ortodoncia fija y removible.

La ortodoncia fija

Emplean brackets o bandas pegadas a las piezas e interconectadas ente si por arcos metálicos elásticos.

La ortodoncia removible
Estos aparatos permiten ser retirados de la boca por el paciente. Tienen la gran ventaja de que facilitan la higiene bucal pero no puede emplearse en todo tipo de tratamientos ni para todos los pacientes.

Ventajas e inconvenientes de cada tratamiento

En realidad no hay un tratamiento mejor o peor que otro. Su éxito dependerá de su capacidad para adaptarse a sus necesidades.

La ortodoncia fija tiene la gran ventaja de que no requiere más conservación por parte del paciente que la higiene dental diaria, mientras que con una removible hay que tener cuidado para que no se estropee al retirarlo.

La limpieza de los aparatos removibles es más sencilla al poder retirarse de la boca, mientras que para los brackets fijos necesitarás más tiempo y limpiar con cuidado entre los huecos que quedan libres.

¿Ortodoncia fija o removible? ¿Cuál elegir?

El uso de una ortodoncia fija o removible dependerá de varios factores, entre ellos el problema a tratar, la edad del paciente, su destreza para limpiar el aparato, el presupuesto de que dispone… Tu ortodoncista hará un estudio exhaustivo del tipo de aparato que más te conviene en función de tus necesidades. Es frecuente que se lleguen a combinar ambos tratamientos en diferentes etapas.

 

No hay comentarios

Agregar comentario