Los cuidados de la boca en verano

El verano, enemigo de los dientes

Con la llegada del verano se relajan los buenos hábitos y nuestros dientes sufren.

Las buenas temperaturas, el sol, las vacaciones y todos esos aspectos que tanto nos gustan en verano pueden jugar una muy mala pasada a nuestra boca. Con frecuencia, la llegada de las vacaciones supone una relajación en los buenos hábitos que hemos seguido durante el año: nos acostamos más tarde, descuidamos nuestra dieta con helados y tapas en terrazas, hacemos menos deporte acusando al calor y, de vez en cuando, dejamos de cepillarnos los dientes, darnos seda dental o enjuagarnos con nuestro colutorio. Por eso un alto porcentaje de la población empieza curso en septiembre con caries, gingivitis y más de un susto dental.

Sigue estos consejos para que tus dientes y tu sonrisa también tengan un buen verano.

  1. Cepillado riguroso
    Las altas temperaturas favorecen la proliferación de microorganismos en nuestra boca. Por eso es más importante que nunca lavarse los dientes al menos tres veces al día, después de cada comida, usar seda dental para limpiar los huecos interdentales y acabar con el enjuague bucal.
  2. Ojo con el cloro
    El cloro de las piscinas favorece la acumulación de sarro, manchas en los dientes y enfermedades de las encías. Si vas a pasar un día en la piscina, lávate los dientes al llegar a casa aunque no hayas comido nada.
  3. Bebidas veraniegas
    Las bebidas carbonatadas, los cócteles y los zumos cítricos típicos del verano descalifican el diente y erosionan el esmalte. Mientras, los smoothies y batidos contienen un alto contenido en azúcares que causan caries. Si vas a beberlos, mejor con pajita.
  4. Hidrátate de forma abundante
    La falta de agua que nuestro organismo padece en verano reduce la producción de saliva y aumenta la presencia de microorganismos. Además de tomar agua durante las comidas, lleva siempre una botella contigo para hidratarte a pequeños sorbos durante el resto de la jornada.
  5. Siempre equipada
    Movidos por el buen tiempo, tendemos a pasar fines de semana fuera de casa, noches en casas de campo e intensos días de asueto. No dejes de llevar contigo un kit de limpieza dental de tamaño de viaje para poder seguir con tu higiene vayas donde vayas.

2 Respuestas

  1. He leido vuestro post con mucha atecion y me ha parecido didactico ademas de claro en su contenido. No dejeis de cuidar este blog es bueno. Saludos
    • Nos alegramos mucho de que te haya resultado útil. Será un placer vernos por aquí de nuevo. Un saludo.

Agregar comentario